lunes, 25 de agosto de 2008

TRINIDAD DE CUBA, EL ESCENARIO PERFECTO


TRINIDAD DE CUBA, EL ESCENARIO PERFECTO

En Trinidad de Cuba, nunca han faltado las filmaciones cinematográficas y de otro tipo. Los vecinos de esta ciudad hemos disfrutado o sufrido, (según se mire) la filmación de telenovelas, de spots publicitarios, de vídeo clips, y de largometrajes, tanto cubanos como extranjeros.

Vienen a mi memoria ahora mismo la filmación de una telenovela llamada Azul índigo. También me acuerdo de la telenovela Sol de Batey, de la extraña película que hizo Silvio Rodríguez, que era como una sucesión de vídeo clips de sus canciones. También vi filmar allí la película Gringo Viejo, e incluso, la película cubana Lucía. Estos, entre muchos otros títulos, son los que vienen a mi mente ahora mismo, pero seguramente se filmaron allí muchas más cosas.

Recuerdo que una vez unos italianos vinieron a Cuba para hacer un spot publicitario para una marca de caramelos. Recuerdo que dieron trabajo a numerosos extras, y muchos trinitarios se alistaron en esa empresa. Por lo general eran muy bien pagados estos trabajos. Alguna vez vi mi centro de trabajo casi vacío, porque muchos de mis compañeros se habían ido a trabajar en las filmaciones, pues en ellas ganaban mucho más que trabajando en sus puestos de trabajo habituales, aparte de que esas participaciones, de algún modo los inmortalizaban.

Un amigo me contó una vez sobre su participación en el filme Gringo Viejo. Me decía que aparte de la experiencia de participar en la filmación de tan interesante filme, tuvo la oportunidad de hacerle una foto a la hermosa Ana Belén, la cantante y actriz española.

También recuerdo que estando yo en la torre del museo municipal de Trinidad, también conocido como museo de historia, me mandaron a avisar desde el palacio de Brunet, que abandonara la torre, pues estaban filmando allí un serie de época, y salíamos nosotros a lo lejos.

TADEO

7 comentarios:

naná dijo...

Qué bueno que los vieron si no iban a aparecer en una serie de época con relojes y jeans, jaja.
Por lo que has mostrado tu cuidad debe ser muy hermosa, con el encanto de lo antiguo en los tiempos actuales; ojalá lo cuiden mucho.
Un beso.

jorge xiques dijo...

Tadeo quiero decirte que yo participé en el spot publicitario de los caramelos italianos "Dietorelle",Hicimos primero varios trabajos como construir con caña brava una especie de cerca para que no se vieran las plumas de agua de la playa Ancón que era donde se filmaba el spot de los caramelos de naranja, eso era al atardecer y aprovechaban los reflejos naranjas del sol sobre el mar. En la lomita del correo al lado de tu casa se filmó lo de los caramelos de fresa y de regaliz, este último se filmó de noche y participé como extra haciendo de músico. Recuerdo que para filmar el de los caramelos de fresa alquilaron un chevrolet del 56 rojo descapotable y como nesecitaban dos y en el pueblo no había más ninguno pintamos uno a brocha con pintura roja al agua y despues de la filmación lo tuvimos que lavar con cubos de agua y trapos con detergentes. Muy buenos recuerdos de esa experiencia tengo, pero nunca llegué a ver los anuncios de esos caramelos.

jorge xiques dijo...

También recuerdo que las modelos que participaron eran de una agencia de Miami, guapísimas, rubias y morenas de escándalo, todos nosotros nos quedábamos embobados mirándolas.
Un saludo mi hermanito.

PaCiTa dijo...

jajjajaj
bueno, casi te jaces famoso

supongo que es bueno para una ciudad ser escenario de diversas filmaciones, sobretodo por su gente, que imagino se divierte con ello, sin contar lo del dinero.

un abrazo

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Querida Naná:
Así es, esos nos vieron, aunque hubo algunos, como los que filmaron la telenovela Azul índigo, que no fueron muy cuidadosos, imagínate, que en una de sus escenas, salía mi hermana entrando en mi casa con su bata de médico, jejeje. Era la comidilla, y ella no fue la única que salió a lo lejos de manera involuntaria. Besitos:
Tadeo

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Querido Xiqués:
Sabía de tu participación en este anuncio de los caramelos, porque me lo contaste en Cuba, y porque te echamos de menos en el colegio esos días, jejeje.
Cierto, venían modelos muy bellas. Recuerdo que una de ellas en una telenovela que ahora no recuerdo cual era, filmaba una escena justo en la ventana de mi casa, y mi madre desde dentro, a través de la persiana habló con ella, y la chica le dijo que era brasileña, pero que vivia en Europa. Una chica preciosa. Un abrazo:
Tadeo

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Hola Pacita:
Cierto, es divertido, es curioso, y da dinero. A veces es aburrido porque repiten las escenas un millón de veces. A veces estás toda la mañana mirando y no ves nada. A veces te ríes porque pasan cosas cómicas como que le dijeron a un guardia de seguridad que tenían allí apostado, que no dejara pasar a nadie, y tan a pecho se tomó su papel, que no dejaba pasar ni a los actores, jejeje. Besitos:
Tadeo